Familia es fundamental para el desarrollo de niños con Asperger

El Síndrome de Asperger está ubicado dentro de los Trastornos del Espectro Autista. Actualmente, no existe una prueba biomédica o genética para establecer su diagnóstico.

   

Cuando un infante es diagnosticado con Síndrome de Asperger, la familia se vuelve fundamental para el desarrollo del pequeño en el futuro, aseguró el doctor de la Unidad de Investigación en Trastornos del Espectro Autista de la UANL, Guillermo Flores Briseño.

“Es importante comprender qué es el síndrome y qué son los Trastornos del Espectro Autista. Hay que comprender para aceptar y actuar, por lo que estoy totalmente convencido que los papás son la fuente más importante de conocimiento sobre el niño”, remarcó durante su conferencia “Síndrome de Asperger… ¿en dónde estamos?”

El Síndrome de Asperger está ubicado dentro de los Trastornos del Espectro Autista. Los cuales son definidos por la Organización Mundial de la Salud como un grupo de afecciones caracterizadas por algún grado de alteración del comportamiento social, la comunicación y el lenguaje, así como por un repertorio de intereses y actividades restringido, estereotipado y repetitivo.

 

¿Cuáles son las características que definen a las personas con Síndrome de Asperger?

  • Dificultad en la comunicación verbal y no verbal (gestos y expresiones corporales), así como su comprensión.
  • Intereses restringidos y falta de flexibilidad.
  • Dificultad en la interacción social en el ambiente que le rodea.
  • Formas inusuales de jugar con juguetes y otros objetos.
  • Dificultad para adaptarse a cambios de rutina personal o familiar, o del ambiente social.
  • Movimientos corporales o patrones repetitivos de comportamiento (manos, cabeza, cuerpo).
  • Respuestas alteradas a sonidos (muy sensible a algunos o indiferente a otros).

Por lo general, en el Síndrome de Asperger se identifican indicadores alrededor de los dos años de vida del niño, indicó Flores Briseño, periodo que es crítico en el desarrollo infantil.

Actualmente, no existe una prueba biomédica o genética para establecer el diagnóstico del síndrome. Este se basa en evidencia biomédica, educativa, observacional y de pruebas psicológicas.

“No podemos prescindir la observación escolar y familiar. Tenemos que considerarlas dentro del proceso diagnóstico”, puntualizó el especialista de la UANL.

 

¿Qué estrategias implementar en la familia?

  • Es fundamental la formación y capacitación de los padres.
  • Brindar apoyo emocional o psicológico a los padres y hermanos.
  • Dedicar tiempo de apoyo al hijo con Síndrome de Asperger.
  • Comunicar sobre la situación a amigos cercanos y vecinos.
  • Tener predictibilidad y anticipación ante las diversas situaciones con el infante.
  • Crear una estructura y organización en casa.
  • Comunicación asertiva con los centros de apoyo y la escuela.

 

Para el especialista de la Universidad Autónoma de Nuevo León, las personas con este síndrome se enfrentan a la ignorancia, la falta de voluntad y de apoyos, de capacitación, incomprensión, actitudes discriminatorias, y a un sistema educativo excluyente (bullying).

“El problema no son ellos, sino la sociedad que no hemos tenido la capacidad suficiente para entender lo que es el Síndrome de Asperger”, aseguró Flores Briseño.

La conferencia se llevó a cabo el 28 de febrero, en el auditorio del Centro de Investigación y Desarrollo en Ciencias de la Salud de la UANL.

Por
Isabel Morales y Eduardo Rodríguez Palacios
Fecha
Marzo 2 de 2018
Fotografía
Efraín Aldama Villa